Por: Comando Central (COCE)

Estas elecciones plagadas de hechos violentos, corrupción y fraude electoral, están precedidas del llamado del ex Presidente Uribe para “cerrarle el paso al chavismo criollo”; que explica la reaparición de las AUC como arma de la guerra sucia de la élite dominante.

Escogieron el viernes 11, el día del aniversario 32 del asesinato de Jaime Pardo Leal, candidato del movimiento de izquierda Unión Patriótica (UP) para atentar contra las sedes del Partido FARC, del Partido Comunista y de la UP, movimientos comprometidos con el Proceso de Paz, que siguen siendo objetivo militar de la extrema derecha violenta.

Estos atentados y numerosos panfletos amenazantes lanzados en todos los rincones del país llevan la firma de las llamadas Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), amnistiadas por Uribe en 2005, pero rearmadas luego como brazo del terror del régimen.

En 2017 el ex Fiscal General Gómez Méndez reconoció que: «El paramilitarismo