En el 2013 Medellín recibió el reconocimiento como la ciudad más innovadora, en el marco del concurso “City of The Year”, que organizó el diario estadounidense Wall Street Journal y Citigroup. A través de votaciones por internet, fue elegida entre 200 ciudades de todo el mundo.

A pesar de su transformación urbana en los últimos años, de sus avances en tecnología, infraestructura y transporte, la desigualdad en la ciudad sigue siendo muy alta. “Al comparar los resultados de Medellín y la región metropolitana con las ciudades más importantes del país, se puede destacar que en el periodo 2010-2017, Medellín fue la de menor reducción porcentual de la desigualdad de los ingresos”. El 14.1 por ciento de sus habitantes se encuentra por debajo de la línea de pobreza, entre 2015 y 2016 cerca 13.150 personas cayeron en la pobreza.

Los homicidios continúan en aumento

Una de las banderas del actual alcalde de Medellín, Federico Gutiérrez, era reducir las muertes violetas, sin embargo las cifras dicen lo contrario. Según la Secretaría de Seguridad y Convivencia, en el 2018 se registraron 636 homicidios, un aumento 8,0 por ciento, comparado con el año anterior que se registraron 582.

Según el Observatorio de Feminicidios Colombia, de enero a octubre de 2018 se registraron 56 feminicidios en el Valle de Aburrá, 35 de estos en Medellín, en Antioquia más de 90, sigue siendo el departamento con más mujeres asesinadas. Las muertes violentas aumentaron un 40 porciento en el primer semestre del 2018; el año pasado fue el periodo más violento de los últimos 4 años. En lo que va del 2019 se registran más de 70 asesinatos.

Las comunas más afectadas son la 8 (Enciso, Caicedo, Villa hermosa); la comuna 10 (la candelaria),la comuna 13 (San Javier), la comuna 16 (Belén) y el corregimiento de Altavista. La comuna 10, conformada por los barrios del centro de Medellín, es la zona donde se han registrado más homicidios; más de 100 en el 2018, más de 10 en lo que va del 2019. Desde el año pasado en la comuna 8 se vienen presentando enfrentamientos entre combos, además la comunidad denuncia que son obligados a cumplir toques de queda, a cerrar establecimientos comerciales, a no transitar después de las 10 de la noche. Según el Sistema de Información para la Seguridad y la Convivencia -Sisc- de la alcaldía, la mayoría de los asesinatos son producto de los enfrentamientos entre Grupos de Delincuencia Organizada (GDO), la segunda causa de asesinatos es por problemas de convivencia.

¿Qué pasa en la ciudad?

Es evidente que la política de seguridad y convivencia de la actual administración fue un fracaso. Su principal estrategia se ha enfocado en darle captura y muerte a los jefes de los combos que tienen el control territorial en las diferente comunas, mientras siguen las confrontaciones y las amenazas a las comunidades. No hay una estrategia clara que permita sacar a los jóvenes del conflicto.

Adémas es necesario poner atención a la transformación del conflicto urbano que ha tenido Medellín, la reconfiguración de las estructuras paramilitares como la Oficina de Envigado y neo paramilitares como el Clan del Golfo, los territorios en disputa donde se están generando nuevas situaciones de violencia.

Detras de las supuestas políticas de seguridad para reducir el crimen, se esconden acuerdos y arreglos que desde la institucionalidad se hacen con estas estructuras, para mostrar resultados. En el 2017 el entonces secretario de seguridad, Gustavo Villegas, fue capturado por el delito de concierto para delinquir agravado, por compartir información privilegiada y por intentar favorecer a la Oficina de Envigado.

Por otro lado, una de las “soluciones” inmediatas que empleó la alcaldía para reducir las muertes violentas en el 2019 fue el translado 400 soldados a la ciudad, como apoyo a la policía. La estrategia de seguridad del municipio sigue enfocada en la judicilización y el asesinato, mientras el miedo y la muerte crecen en los barrios. En consecuencia no hay nada nuevo más allá de la constatación del fracaso de una política.

————

https://www.medellincomovamos.org/la-desigualdad-en-medellin-sigue-siendo-muy-alta/

http://www.observatoriofeminicidioscolombia.org/