El 4 de julio de 1964 inició la Primera Marcha guerrillera con la que se fundó el Ejército de Liberación Nacional (ELN), con ocasión de este aniversario 57 Antonio García, Primer Comandante del ELN envía esta carta a la militancia y al pueblo de Colombia.

A LOS 57 AÑOS DE LA PRIMERA MARCHA

Los días son una especie de recipientes donde acontecen hechos y también se guardan los recuerdos, con el paso inevitable del tiempo, a través de los años, esos días que fueron testimonio de algo trascendental se vuelven también trascendentales, fechas históricas y simbólicas.

El 4 de julio es nuestro día emblemático que a lo largo de estos ya 57 años, reafirma que el alzamiento armado que inició esa gesta de 17 combatientes sigue teniendo vigencia como ruta hacia la liberación y emancipación definitiva de nuestro pueblo.

Ese día es el no retorno, es el Ni un paso atrás hasta lograr la victoria como misión designada por el pueblo a ese grupo de compañeros que luego a través de su andar, de trillar el suelo de nuestra lacerada patria o matria, de miles de combates librados con esfuerzo, sacrificio y heroísmo de infinidad de compañeros y compañeras hicieron posible que nuestras banderas, hoy sigan en alto, y con nosotros siguen todas y todos los que cayeron para reafirmar que siguen invencibles y su lucha perdura en el tiempo.

Nuestra lucha es parte integrante de la lucha del pueblo, es una misma lucha, tiene los mismos propósitos e ideales y quienes luchamos también somos los mismos, por eso en cada lucha que se da en Colombia la sentimos y la vivimos, es nuestra y cada día vibramos con ellas.

Camilo el líder entrañable en su momento nos dijo «la lucha es larga, comencemos ya», luego de más de cinco décadas ya no estamos en el comienzo, sino que vivimos tiempos de lucha generalizada en nuestro país, los explotados, los marginados, los excluidos, los precarizados han dicho basta, renunciaron al miedo y se armaron de valor para exigir derechos por décadas olvidados, muchas veces prometidos otras veces negociados y siempre incumplidos; ahora no se cree en promesas o manipulaciones para seguir en lo mismo, se sabe que lo que no se conquista en la lucha misma, luego habrá que volver a luchar por ello y a colocar más muertos.

Ya el pueblo está cansado de exigir sus derechos a los malos Gobiernos que nunca cumplen, ahora quiere de verdad cambios, ser partícipe en la toma de decisiones, quiere otra forma de gobernar, donde la opinión y expectativas de los pobres no sólo sean escuchadas, sino que ellos mismos sean parte activa en el ejercicio de gobernar, quieren ser un pueblo que se gobierne así mismo.

Dicen que en la actualidad existe una crisis en la sociedad, es cuando el viejo sistema no acaba de morir y lo nuevo no termina de nacer, en ese intermedio asechan todo tipo de monstruos para seguir manteniendo lo viejo; el pueblo y nosotros junto a él tendremos que enfrentarlos y además el viejo sistema no morirá de muerte natural.

La lucha por estos objetivos son los mismos por los que el ELN se levantó en armas, por eso hoy debemos estar más juntos a su lucha.

Con esta lucha actual se abre un camino estratégico en el que debemos actuar de manera activa, todos los elenos y las elenas debemos vincularnos a ella, a la movilización a las diversas expresiones que se han creado pues este momento de crecientes protestas y sublevaciones apenas comienza, vienen tiempos de exigencias y debemos aprestarnos para estar a la altura, así como el pueblo lo espera de nosotros.

Junto a todos ustedes, los abraza: Antonio García

¡Colombia… para los trabajadores!

¡Ni un paso atrás… liberación o muerte!

Julio 4 de 2021